Para limpiar lagañas filosóficas socialistas…

Por Walter Reynaga V… Luciano Saliche, en su artículo: “Populismo, feminismo, comunismo y capitalismo: los debates del momento según Zizek”, le atribuye al filósofo de moda entre los populistas del siglo XXI, gran aflicción por la ausencia de una ruta factible para dejar atrás el capitalismo. Lo que sin embargo no le significaría gran obstáculo

Dramático alegato de un marxista que olvida a Marx para arrimarse al populista Wallerstein

Por Walter Reynaga V… Reemplazando a Marx por Wallerstein, Raúl Prada en: “Sintomatología de una política económica perversa” (Dinámicas Moleculares), termina arrastrado a todo un uchúpextu conceptual, que ni el florido y erudito lenguaje instrumentado logra disimular, a pesar de invocar hasta a Heidegger –el que a estas alturas, ya en la otra vida, estará

Almaraz nunca fue actual… Nunca con la realidad ni con los intereses del país

Por Walter Reynaga V… Raúl Prada Alcoreza no sale del truco conceptual “sistema-mundo capitalista” imaginado por Wallerstein. No otra cosa que la genial argucia con la que el izquierdismo continúa justificando y sosteniendo la sinrazón del repudio al capitalismo en procura de su aniquilación. Afán ya insostenible ante el rotundo fracaso de la revolución bolchevique

Trotskistas que han olvidado a Marx y desechan lógica y realidad

Por Walter Reynaga V… Dice el intelectual trotskista, Ariel Román: Tal como en el pasado, la lecto-escritura no puede remplazar la realidad tangible, solo describirla y reflejarla, el internet no puede remplazar la necesaria relación del hombre con la naturaleza y su entorno social. La realidad virtual que es solo una imitación de la primera,

El precario sentido de responsabilidad de los ideólogos izquierdistas y su vacío programático

Walter Reynaga V… Ignacio Ramonet, a tiempo de compartirnos su visión apocalíptica del momento que vive la humanidad con la pandemia a cuestas, aprovecha la ocasión para continuar con su trabajo, seguir hinchando por el socialismo y su anti capitalismo visceral. Lo que hace, como es habitual entre los populistas de izquierda, sin dar argumento