Categoría: Política

La onda fascista en la que encaja la estrategia del “socialismo del siglo XXI”. Un problema estructural de las modernas democracias representativas

Lo que exige reformas estructurales en la democracia representativa en boga. Cambios que deberían orientarse a limitar la autonomía de las élites políticas capaces de imponer su voluntad por encima de los intereses de la inerme ciudadanía. Sin duda el problema fundamental de las democracias modernas y no sólo en los países de democracia incipiente.

¡Se viene la moda liberal! Y los políticos se apresuran a cambiar de etiqueta, de izquierdistas, marxistas, socialistas y hasta indianistas a liberales y libertarios. ¡Qué tal!

Pero, en muchos de los casos sólo de pose y por simple oportunismo, sin idea alguna de lo que significa ser liberal y menos aún de seguir los lineamientos de esta ideología política en el gobierno. Lo que se advierte claramente en la ausencia de planteamientos verazmente liberales en sus propuestas programáticas o simplemente en

La farsa del Salario Mínimo Nacional. Una más del régimen socialista de Evo Morales

El voluntarismo típico de los socialistas en el poder los lleva a dar por hecho lo que sus decretos y leyes pretenden. De ahí cosas como el Viceministerio de la Suprema Felicidad Social del Pueblo creado por Nicolás Maduro en Venezuela. En Bolivia, similar es el caso del Salario Mínimo Nacional que en 12 años habría

La fórmula del arreglo donde todos ganan, menos… el pueblo norcoreano y sus derechos

Por Walter Reynaga.//   El fin de la guerra fría y la estrategia de sostenimiento de las élites socialistas…// La Guerra Fría que enfrentando países socialistas y capitalistas mantuvo a la humanidad al borde del desastre final fue superada por dos hechos: 1) el fracaso y caída de la economía socialista encabezada por la URSS

La alianza revolucionaria estratégica entre el proyecto socialista antiimperialista y el narcotráfico

La guerra declarada por Marx al capitalismo hace ya más de siglo y medio ha apelado a toda clase de recursos y medios en procura de alcanzar sus objetivos, derrotar al gobierno procapitalista, tomar el poder e instalar el régimen socialista. El santo odio revolucionario al capitalismo, la empresa privada y al imperialismo cultivado porfiadamente