En países como Bolivia este es uno de sus problemas fundamentales. La suplantación de la soberanía del pueblo por las élites privilegiadas. al punto de haber convertido el gobierno y la administración pública en un jugoso negocio privado en manos de sus gobernantes. Es en respuesta de este problema que el PROGRAMA SOCIAL LIBERTARIO propone,